Biotecnología y referéndums

Hace pocos años dirigí una tesis doctoral que analizaba la actitud del consumidor frente a los nuevos alimentos, entre ellos los modificados genéticamente. Los resultados mostraron cómo el desconocimiento acerca de la biotecnología, los alimentos transgénicos o la ingeniería genética es, al menos, preocupante. Porcentajes elevadísimos de la población afirmaron que jamás consumirían un producto lácteo en cuya elaboración haya sido empleado un microorganismo ni comerían un tomate que llevase genes. A pesar de estas sorprendentes respuestas (decenas de derivados lácteos se elaboran usando microorganismos y todos los tomates llevan genes), la mayoría de la población encuestada no tenía reparos al afirmar rotundamente que estaba absolutamente en contra de la biotecnología y de los alimentos transgénicos.

Para seguir leyendo pinchar en este enlace. 

Captura de pantalla 2015-08-27 a la(s) 09.38.03

Nota: este artículo forma parte de mi colaboración quincenal con el Diario La Verdad.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en bioquímica, Biotecnología, Divulgación científica, Uncategorized y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

13 respuestas a Biotecnología y referéndums

  1. Carmen dijo:

    El problema, como siempre, es la avaricia humana. Por supuesto que cualquier avance tecnológico es importantísimo para el avance de la humanidad, el problema viene cuando los usan determinados hombres para su provecho, sin importar las consecuencias…
    Y, hablando de biotecnología, porque no puedo aprovechar las semillas de los tomates que yo he plantado para plantar una nueva cosecha el siguiente año? Esto en el tercer mundo, es un gravísimo problema que se traduce en hambrunas cada vez más intensas

    • Julián dijo:

      Sí que puedes, pero suelen ser menos productivas y el seguro no las cubre, por lo que te sale más rentable comprarlas de nuevo.

      • Carmen dijo:

        Pero no pretendo tener una gran producción, mi intención es producir para autoconsumo, por hobby.bes muy complicado conseguir semillas no modificadas.
        Lo cierto es que estoy buscando semillas antiguas, para asegurarme que el producto resultante será el que quiero, los vendedorws de semillas (a nivel pequeño agricultor) la mayoría de las veces no saben ni lo que venden y pides tomate valenciano, y sale un raff.
        Lo mismo con zanahorias, sandias ….

  2. Dolors dijo:

    Porque son menos productivas? Yo recuerdo de pequena que mis abuelos se hacian sus semillas de cebollas ,no para unas cuantas en el huerto sino para un campo entero,y vivian de ello. Porque ahora no?

  3. Pingback: Biotecnología y referéndums | SCIENTIA | Blog de Ana María Palos

  4. Lasete dijo:

    Esto me ha recordado a los terribles peligros del monoxido de dihidrógeno:
    http://www.dhmo.org/facts.html

  5. perlita1 dijo:

    Este post me alegró, porque habla precisamente de lo que pienso yo…La gente no puede opinar sobre lo que no sabe, y si lo que prima es la “desinformación”, ¿qué resultado tenemos? Precisamente el que estamos viendo! Gente que opina sin saber, y de lo que “cree que sabe”!

    Nada mejor que la tarea que han asumido los blogueros y todos aquellos que hacen divulgación…¡pero científica!

  6. Pingback: Químicos y genes

  7. Orkinus dijo:

    Lo de los genes me ha dolido casi físicamente. ¿De verdad hay gente que diga esas cosas?

  8. gracias a todos por vuestro comentarios..seguimos!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s